26 oct. 2010

Cronicas Peptidicas Numero Tres (CPNT)

Ultimo día para explicar lo de Green Day antes de que se me borre de la cabeza. De antemano quiero defender y re-ubicar mis comentarios sobre Pervi, a quien hice quedar como una hija de puta que dejo caer al chico en el pogo en el que nos metió adrede mal. El pogo adrede, no se, pero no dejo caer al chico apropósito. Podría haberlo agarrado yo, pero tampoco levante las manos. No quise ni pude, la idea de un chico sobre mi cabeza me lleno el alma de horrores inexplicables (?)

Volviendo al tema. El conejo antes mencionado apareció justo después de Massacre (con doble S corregido por Pervi) , mientras esperábamos a que Billie Joe Armstrong saliera a cantar. A mi me dio la sensación de que se trataba de uno de los cantantes que se había camuflado con un disfraz sucio y abandonado, pero no sabria decirlo bien, ya que apenas vi del conejo. (esto, así mismo, fue corregido por Pervi.)

En mi humilde opinión, el integrante del grupo Green Day mas aplaudido es ese chico que despoja las baterías del grupo de sus bolsas. Creo que no hubo chica alguna que no le grito a ese, o al sonidista. En fin, continuando. El recital fue una bomba, en resumen, se cantaron la vida y duro tres horas. ASI de bomba fue. Cosa que le tiraban, cosa que Billie Joe se ponía en la cabeza.

Paso a explicar que pasó con nosotros. En un principio, estábamos con La Tuna, Fonzo, y Pervi, pero con Pervi nos separamos, para que cuando ella se desmayase (que dice que le suele pasar) pudiésemos sacarla fácil: nos fuimos hasta donde estaban los de prevención en la reja del costado. Pasaron minutos, y cuando Billie Joe y su banda de dementes entraron en el escenario, la gente se abalanzo hacia adelante como si su vida dependiese de ello. No pasaron mas de unos minutos cuando Pervi me advirtió que tenia que salir, y yo estire mi mano hacia afuera, intentando llamar a los de prevención, pero no me daban bola.

-necesitas salir?
-mi amiga se esta muriendo
-EEEEH! ACA!

Ocho personas, creo que fueron, que comenzaron a sacudir la mano histericamente, y cuando uno de prevención se acerco, tire del brazo de mi amiga, y la empuje hacia la reja. Un hombre, a quien yo había intentado no aplastar por que defendía a su hija para que no la mataran, empujo a Pervi para que saliera. Le costo, pero la sacaron. Yo no quise dejarla sola, no por miedo a que se muriese en el camino, sino por que me parecía que lo mínimo que hay que hacer cuando te juntas en un lugar con mucha gente, es andar de a dos, por si algo pasa. Repetí la maniobra, y cuando vino un hombre a sacarme, hubo un problema.

Estire las manos hacia el, me hizo acordar a cuando era chica y mi papa me levantaba fácilmente, por que el hombre me saco con facilidad....hasta la cintura. Me trabe, y parecía que la gente me enguyia de nuevo para adentro. Otro mas se acerco y me ayudo a salir, por que mis pies se trabaron, y entonces apareció un tercero, que, mientras yo intentaba que no se me bajasen los pantalones, acabo por sacarme. Parecía que nunca iba a salir. Tan feliz estaba de respirar, que tenia ganas de darme vuelta y besar al hombre que me había rescatado, pero me sacaron a las corridas.

Una vez afuera, me encontré con Pervi, que me encontró fácilmente gracias a mi remera. Nos desviamos para buscar Sobi-rush, pero nos dijeron que volviésemos en 20 min.

-por que no les das esas dos que están ahí?- pregunto la promotora
-no, que los que sirven no me dejan.

Nos alejamos, suspirando, y a los dos segundos escuche que nos llamaban. Me di vuelta y vi al hombre señalando, y , alado nuestro, una promotora nos dio dos vasos llenos hasta el tope de esa...levite con gas, por que tiene gusto a eso (en negritas para ilustrar mi felicidad al recibir eso). Terminamos de tomar, y dimos la vuelta para entrar por un costado.

Seguimos a un chico de espalda ancha, que se abrió paso rápidamente entre la gente. Una vieja me empujo por que no terminábamos de pasar, y entonces Pervi se detuvo

-creo que estamos bien acá- me dijo. Yo asentí.

Detras mio había un chico de contextura grande, que me voy a dar el lujo de llamar Gordo, por que...bueno, era un poco gordo, y desconozco su nombre. También, alado mio, había un pelado que no tardo en aprovechar la luz de mi remera y hacerse un porro, y un poco mas allá, había un chico con pintas raras, supongo que estilo punk. O algo semejante.

Bromeando, señale al chico unos segundos, y reí, diciéndole a Pervi:

-Imaginate que le lleve uno de esos a casa a mis viejos, y les diga “mira, es mi novio 8D”
-Que? Cual?
-Ese
-ah....-
y se rió un poco, aunque a mi me dio la sensación de que no entendía un carajo.

(Prometo que este parrafito tiene algo que ver con lo que paso después.
De paso aprovecho para explicar la broma: mis viejos tienen una fobia total a todo ser que tenga un peinad extraño, muchos piercings o se vista de negro. Automáticamente esa persona es drogadicta para ellos. Por otro lado, yo tengo un pelo-fetiche. Mientras mas raro sea el peo, mejor.)

Saltamos un rato, y cuando me canse, por que por chaparrita no puedo saltar al mismo ritmo que el resto del mundo, descanse un poco. Ese pequeño error, obligo a que el Gordo de metro ochenta, me esquivase y se pusiese delante mio. Si estas leyendo, Gordo de remera roja, te lo digo en la cara: QUE CARAJO TE MOLESTABA YO AHI ADELANTE TUYO? EN SERIO, GARCA. Ejem, me recompongo. El tema de esto, fue que el Gordo comenzó a saltar haciendo pogo, y a mi no me quedo de otra que, o bancarme los saltos y morir aplastada, o poner las manos en la espalda transpirada del gordo e intentar alejarlo. El Pelado Porrero detrás mio se reía, diciendo:

-mira, lo empuja como si pudiese hacer algo

Intercambiamos algunas faces con el pelado y reímos, pero mas tarde lo perdimos de vista. Mientras tanto, Billie empezaba a llamar a que la gente subiese al escenario.

Primero fue un enano de ocho años que no entendía un carajo de ingles. Billie se burlo, diciendo que se lo había robado a los padres y que ahora era huérfano, y por las señas que hizo, supongo que le pedía que pretendiese que se moría cuando los fuegos artificiales explotaran. Pero todo exploto, y el chico se pego un cagazo terrible, y no paso nada. ES QUE TODO EXPLOTABA EN ESTE RECITAL.

Después subió una chica, que ni bien acabo de abrazar a Billie, se fue corriendo a abrazar al resto. Billie, desorientado con la actuación de la chica, le pidió que cantase, pero la chica no pudo entonar correctamente ni una de las notas, y a mitad de la canción, mando a llamar a otro chico. Este otro, feliz de la vida, empezó a llamar a sus amigo a que subieran. El muy boludo, lo pidió en ingles. Desoriento a Billie, y al resto de nosotros, y creo que con que ya que estuviese sobre el escenario debería considerarse un afortunado. Tal vez por eso Billie le bajo los pantalones completamente, dejándolo en bolas, cuando la canción termino.

-Donde esta?

Nos preguntamos a quien buscaba Billie

-Donde esta la chica que canto? Ah, ahí esta, vení, vení, susubí-

Fue casi una orden. A todos nosotros se nos fueron los ojos cuando Billie comenzó a desatar su guitarra y después se la entrego a la chica. La odiamos, por cantar mal, por haber subido, y por haber recibido una guitarra de parte del gran Billie Joe Armstrong. El otro chico, pobre, no recibió nada. Después también subió otra chica que casi se hizo mierda subiendo, pero no le paso nada, y se trago a Billie.

A todo esto, nosotros intentábamos protegernos del pogo, o al menos eso intentaba yo mientras a la vez procuraba que Pervi no corriese a asesinar a ninguno de los que subieron al escenario. Es entonces cuando Punkesito entra en acción

Punkesito es el nombre que le pusimos al chico punk de antes, por que no sabíamos su nombre. A Punkesito no lo movía nada. NADA. Ni siqueira la emoción de Billie Joe. Nos refugiamos repetida veces detrás de el, sobretodo cuando Billie saco una bazooca de aire, y grito “QUIEN QUIERE REMERAS GRATIIIIIIIIIS?!” Ah, toda una masacre.

Pervi y yo alzamos lo ojos, felices de la vida al ver que una de las remeras volaba hacia nosotros. Hasta que, bueno, mi cabeza comenzó a analizar. Remera de tela, compactada en un cilindro amarillo de plástico, tirada a toda potencia desde el escenario, a a catorce metros de altura, cayendo directo hacia donde estábamos. O perdías las manos atrapándola, o los fans, que empezaban a levantar las manos hambrientos como hienas, te las arrancaban al mejor estilo Zombie.

La remera cayo a dos metros nuestros, mientras al hijoputa de Billie Joe tiraba espuma y papel higiénico a la gente del campo Vip. Si, papel Higienico.

Bueno, todo siguió bastante normal, yo reteniendo a Pervi, y escondiéndonos detrás de Punkesito (Amo la palabra Punkesito, no se de donde salio). Saltamos, gritamos, sacudimos los brazos cual rebeldes, y nos aguantamos a las locas detrás nuestro que gritaban cual si no existiese un mañana desentonando como la puta madre. Incluso pudimos tener un debate sobre si Tre Cool era baterista o bajista, en el cual Pervi gano.

Como todo explotaba en el recital, fue difícil determinar cuando termino, pero fue muy lindo. Faltaban nada mas los fuegos artificiales en el cielo que formasen las palabras “Green Day”, pero no hubo. Cuando la gente empezó a movilizarse, le palmee el hombro a Punkesito, y lo hice darse vuelta

-Disculpame, como te llamas?
-Mauro- Me dijo, con voz grabe. De Punkesito a Mauro, y en mi cabeza eso no entraba.
-Che, es tu novia?- señale a la chica alado de el. Punkesito, digo, Mauro, negó con la cabeza
-No- Menos mal, no me quería ligar una trompada.
-Ah, bueno, por que te explico, nos protegiste todo el recital, y nos salvaste la vida varias veces.- El se rió ante mi comentario
-Ah, bueno, no, de nada- Me dijo. Verlo reír se me hizo raro. Nada movía a Punke- digo, Mauro, y con eso me refiero a que casi no lo vi ni cantar, ni saltar ni nada. Había descartado completamente la idea de que pudiese sonreír
-Ademas, como no sabíamos como te llamabas, te pusimos Punkesito- Y entonces se rió mas. Dios, que raro. En mi euforia momentánea, lo abrace un segundo, lo que el correspondió apenas, moviendo un poco el brazo, incomodo, y después dije un simple “Chau”, alejándome con Pervi como si nada. Soy boluda, y no me juzgues.

Después de eso no paso mucho. Una chica me pregunto que onda con mi ojo, pero le explique que era maquillaje que Pervi me había puesto, y nada mas. Me cague de frío increíblemente, encontramos a La Tuna y Fonzo, nos fuimos charlando como viejas locas. También me compre una remera.

Tardamos hora y media en que pudiésemos tomar el bondi, y mi euforia provoco que la gente que nos acompañase se cagase de risa de las cosas que decía. Doy un claro ejemplo:

-Heru, Heru, por que ese bondi no dejo que nadie subiese si atrás había lugar?
-Por que son todos putos Pervi, todos putos.

Agradecimientos: A Pervi por acompañarme, con total paciencia. A Punkesito por protegernos, digo Mauro. A La Tuna y Fonzo, por que..por que si, me hicieron reír, wachinas.

PD: Les dejo cómic que use para ilustrar a mis compañeros sobre la frace “Nada movía a Punkesito”



PD2: Soy una hipócrita y escribí todo esto mientras escuchaba MCR.

CHAUCHAS.

25 oct. 2010

Cronicas Peptidicas Numero Dos (CPND)

Ah, bueno, volviendo al tema. Bulldog. VULDOSH, o sea, CON ESE NOMBRE, IMPOSIBLE QUE NO TE ASESINEN EN EL POGO.

En fin, esto fue lo que paso. Estábamos escuchando Árbol, pero Árbol termino de tocar. Entonces Pervi me agarro la mano, y dijo
-vamos para adelante
-pero acá hay pogo Pervi
-no, no, adelante no hay pogo
-segura?
-si, si
-bueno, te hago caso

Y pasamos al medio...y a adelante de todo:

-Pervi, segura que no llega el pogo acá?
-No, no, es en el medio el pogo, no tiene gracia adelante
-Pervi, el pogo es acá
-Que no...
-Nos van a hace mierda Pervi

Dos pelados atrás nuestro se empezaron a reír

-Pervi, te digo que el pogo es acá, salgamos mientras podamos
-Que no es acá, mira, están armando el circulo ahí en el medio, no es acá
-Pervi, estamos en el limite del pogo
-Si, Pervi, no lo veo bien 
-....Vamos para el costado, che
-Que no pasa nada, cálmense

Los pelados atrás nuestro se rieron mas. Y no era para menos. Fonzo y yo, cagadas hasta las patas. Alzamos la mirada cuando el cantante de Bushdog salio al escenario, con las manos abiertas, y una sonrisa muy de molester. Nos recordó a un cura predicando mientras entonaba el principio de su canción con el mejor tono de canción de misa, supongo que era la idea. Entonces, un sonido de turbina, y esa sensación que te da cuando estas en el borde de una caída de montaña rusa y sabes que el mundo se va a acabar ahí y en ese mismo momento.

-BIENVENIDOS A AEROLINEAS BULLDOG, EN EL VUELO 666 DIRECTO AL INFIERNOOOO

Tengo que admitir que si el hombre no hubiese dicho eso, los pelados no se hubiesen empezado a cagar de risa de nuestras caras de pánico, de “quiero salir de acá YA MISMO”. Pero eso paso. Y dos segundos después nadie reía, todos empujaban.

No me tomen a mal, a mi me gusta el pogo, mucho, pero no cuando tengo cosas en los bolsillos. O sea, nunca me paso nada feo en un pogo, por que si sabes donde ponerte es relativamente suave, pero si te metes en la mitad del quilombo, salís sin un ojo. Este pogo fue así, extremo, por que estábamos en el medio. Alguien me puso la mano en la nuca y empujo con fuerza, por lo que estampe la cara contra la espalda transpirada de alguien, y cuando levante la cabeza, había un chico que surfeaba sobre nosotros. No me alcanzaron las manos para agarrarlo, pero si los ojos para ver como Pervi fruncía el seño, con su mejor cara de “yo no lo agarro” y dejaba caer al chico al suelo.

Me dio mucha lastima, verlo con esa cara de que no entendía nada ni que habia pasado, tirado en el piso. Se había caído de nuca. Igual se puso de pie enseguida, y el bardo se armo de nuevo. Cuando una segunda persona nos paso por la cabeza, empece a gritar esperando que Pervi entrase en razón -A LA IZQUIERDA, A LA IZQUIERDA- le grite a todo pulmón, rogando por que recordasen la ruta de escape. Salimos, a empujones, y me di vuelta justo para ver como otro caído cerraba el paso de fonzo, y la muchedumbre la enguyia. Salíli con Pervi y La Tuna, pensando que Fonzo pronto saldría, pero cuando no apareció, le di mi celular a Pervi, y corrí de nuevo adentro del pogo. No fe difícil encontrarla, y salimos enseguida, divertidas por nuestra aventura.

Les voy a contar un poco mas sobre que paso después, por que mañana se viene todo lo de Green Day. Boludeamos ALTO rato. ALTISIMO. Y después nos sentamos a esperar a que tocara Masacre. Nos cagamos de frío Mucho frío, vayan abrigados. En un momento salio un conejo rosa al escenario, saltando por ahí, boludeando un rato, pero bueno, ahí estaba. Y despues vino Masacre.

No me gusta Masacre, pero fue bancable. Me gustaban los comentarios del gordo, cosas como “Masacre da altas cantidades de vitamina A, sexo, y mucho relax” o “Masacre ataca directamente, no deja ni manchas, ni mal olor”

Con Pervi nos corrimos de lugar, para que cuando ella se desmayase, estuviese cerca de la baranda y la sacaran rápido Fue buena idea. Muy buena idea. Aunque no veíamos una chota.

CHU BE CHONCHINUTED.

(como plus les dejo una foto 3D que hic ede mi gato. Si tienen anteojos 3D por ahi, la pueden ver bien) 

 

24 oct. 2010

Cronicas Peptidicas Numero Uno (CPNU)

Eran como las 2 y pico, y llegue a lo de Pervi. Boludeamos un rato, por que nos organizamos antes de salir. Nos encontramos con La Tuna en el subte, y cambiamos, repetidas veces, de lado del subte, por que no terminábamos de entender para que lado era. Cerca de la casa rosada, apareció Fonzo, mientras nosotras le insistíamos a Pervi que fuese indiferente al frío, y evitara meterse en la catedral, por que a Tuna y a mi nos podían salir posibles ampollas. Al irnos, nos reíamos, por que un chico con una gorra rara, y chivita, no había dejado de mirarnos todo el rato. Caminamos un poco, por que mas o menos, no teníamos mucha idea de para donde ir. Al final, nos tomamos el 2, y nos dejamos llevar por el desfile de fans de Green Day, con sus remeras, y su cara de orto. En serio, que nunca vi tanta gente con cara de orto yendo a un recital.
Entramos, presentando entradas, y caminamos kilómetros y kilómetros, que por la noche, se verían raros. Entregue mi entrada a una mujer, que me la escaneo, y se rió, sonriéndome y diciéndome que mi remera estaba buena. Le agradecí, y seguí caminando, donde un chico me corto la entrada. Muy al pedo ese chico metido ahí, todos pensamos lo mismo. Seguimos caminando, preguntándonos por que habían tapado la tierra con tela, por que, después de todo, era tierra, y la tela generaba un camino rugoso y bastante traicionero, en el que casi me caigo varias veces. Salteando mi torpeza, llegamos al arco del triunfo (algo parecido al arco del barrio chino, pero blanco, rojo, y azul, y tenia a un chico con rastas y una chica gritando, en efecto 3D) donde nos sacamos un par de fotos. Después del arco, había mujeres vestidas de anteojo 3D repartiendo anteojos 3D, y nos dieron como 3 pares de mas. Sale alto cosplay de antejos 3D. Un poco mas allá, señale, y grite “SOBI-RUSH GRATIS” a lo que mucha gente se avivo de lo mismo, y ni bien pasamos nosotros a robar un baso cada una, la gente hizo cola. Después de eso, había un puestito, donde las remeras tenían armas dibujadas y costaban 70 pesos. Era casi como un chiste malo en referencia a que te roben con un arma, pero sin el arma. Del otro lado vendían los CD también, a precios convenientes (entre 15 y 28 pesos, aprox) y un poco mas allá, choripanes a 10 pesos. No comimos nada, y esta de mas decirlo. En nuestra espera, a las 5 de la tarde, jugamos al Guitar Hero, y perdimos. Todos. Por diferentes razones.
Decidimos desprendernos de los puestitos, y fuimos a recorrer el resto de las instalaciones. Alzamos la mirada, para contemplar el edificio de Pepsi, donde te hacían fotos 3D y las tenias que pagar, para ayudar a no se que organización, y mas allá todavía, pasando la muchedumbre, y pasando las pantallas, había una banda, y una pantalla mas grande, que se veía distorsionada. Nos llevamos a la cara los lentes 3D, y entonces, Árbol, que era quienes estaban tocando en ese momento, se volvió 3D también. Y fue como “Wooooaaah”. Solo que nadie opinó. Pasamos de largo, y entramos entre las personas, para escuchar lo que quedaba de Arbol. Pervi saco un delineador, y me hizo lineas de guerra en la cara. Sabíamos que la espera iba a ser larga, pero sabíamos también que valía la pena. Nos reímos, de todo en general, y de los viejos que acompañan a sus hijos y cabecean. Pobres, se aburrían. Entonces Arbol termino, y Pervi decidió que teníamos que ir hacia adelante. Le advertimos sobre que seguía Bulldog, le quisimos avisar, pero ella dijo que el pogo era mas atrás. Con Fonzo intercambiamos miradas de miedo, y nos encogimos delante de dos pelados que fumaban algo, y detrás de Pervi, que con su mochila parecía embarazada y lo mas probable, fuese que perdiese a su hijo en unos minutos.

Dios...Bulldog. Te lo digo por sentido común, con ese nombre, era OBVIO que no iba a ser nada tranquilo.

Chu be conchinuted.

20 oct. 2010

Dias y dias y dias...

Sin escribir, una vergüenza. Bueno, nadie se queja, nadie debe de leer ya (agreguen un XD a esto, que me lo tomo con bastante humor aunque no parezca). Me entere hace unos meses que algunos de mis compañeros de ex colegio, etc, etc, leían el blog. Me sorprendió bastante. Aparentemente les hacia reír, cosa que no había logrado nunca antes. (+1 Social Life, por favor)

Bueno, no hay mucho que contar, no mucho que ustedes no sepan. O sea, todos sabemos que anduve con algunas discusiones, sobre que mi viejo se hizo pasa por ladrón (cosa que vengo pagando duro por que a cada ruido salto como pelotuda), que me saque un 7 en fasologia (palabra inventada por KC) , y un 8 en IPC (y no, no es la marca de CDs y DVDs vírgenes). Después de eso, no ay mucho mas, y lo que queda no es que prefiera guardarlo en secreto, sino que no encuentro relevancia alguna en contarles sobre ello.

Algo que no sabían es que hace 15 min baje con un boken (una espada de madera) en la mano a cagar a palos a un gato de la vecina que venia a comerse la comida del mio, y a quien me confundí con una persona. No era mi intención partirle un palo por la cabeza, sobretodo sabiendo lo duro que es el boken, asi que supongo que por eso no llegue a darle.

Igual, que susto de mierda me pegue.

Algo que tal vez tampoco sabían es que hace tiempo que estoy encerrada en casa con obreros y pintores, que la destruyeron para poder sacarle las humedades. No veo el día que esto acabe, pero tengo para, fácil, un mes acá.

En fin, no tengo mucho mas que decir. Mañana voy a ir a regalar stikers de Chanfleta, aunque creo que cualquiera que quiera uno siempre puede buscarme y exigírmelo, que de buena gana se lo hago. Y lamento haberlos aburrido sin varios updates, prometo ser mejor blogger a la próxima.

Atte.

10 oct. 2010

Drugs, Give me Drugs, Give me drugs!

NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA-NA!